Recomendaciones para mantener puertas y ventanas de aluminio

puertas y ventanas de aluminio

09 Oct Recomendaciones para mantener puertas y ventanas de aluminio

Las puertas y ventanas de aluminio son una enorme inversión. Ningún otro material puede superar la increíble durabilidad aun frente a las condiciones climáticas más desfavorables. Además de esto, las ventanas y puertas de aluminio son polivalentes, energéticamente eficaces y pueden amoldarse cualquier tamaño y diseño.

Normalmente, las puertas y ventanas de aluminio son de bajo mantenimiento, sin embargo, eso no quiere decir que debas abandonar a cuidarlas en lo más mínimo. Desde Hermanos Orozco, especialistas en carpintería de Aluminio y Pvc, te damos estos útiles consejos sobre de qué forma sostener tus ventanas y puertas de aluminio.

La relevancia del mantenimiento para tus puertas y ventanas

El aluminio es un material perfecto, sin embargo, puede corroerse. Una vez empieza el proceso de corrosión, es bastante difícil de detener.

Tampoco debemos olvidarnos de cerraduras, pestillos, pernos de caída y rodillos. Las bisagras de aluminio pueden volverse muy recias con el tiempo, lo que las va a hacer poco a poco bastante difíciles de abrir.

Limpia los cristales

La primera cosa que debemos hacer es asegurarnos de que los cristales están limpios. La forma más eficaz es utilizar un tanto de limpiador y agua limpia. Evita todo lo que pueda rayar la superficie.

Desatrancar los raíles

Es esencial cerciorarse de que los raíles de los rodillos, los agujeros de drenaje y otros elementos estén limpios y sin obstrucciones. Si estas áreas están obstruidas, resulta más probable que experimenten corrosión. Procura utilizar una aspiradora para aspirar los restos duros y la suciedad amontonada. No uses nada afilado para sacar los restos de los raíles, en tanto que podrías dañarlos.

Limpia los marcos

Los marcos se limpian igual que los raíles, con un paño o bien esponja y poco limpiador. No utilices jabones violentos. Cuando vayas a enjuagar, hazlo suavemente, sin embargo, asegurándote de que no queda ningún resto de jabón. Al acabar, seca la superficie con un paño limpio y seco para prevenir la corrosión.

Lubrica los componentes

Emplea lubricantes especializados para lubricar cerraduras, manillas y ensamblajes de rodillos. Asimismo es una gran idea aplicar lubricante a las bisagras a fin de que se muevan sin inconvenientes.

Si deseas consejo profesional sobre el mantenimiento de tus ventanas y puertas de aluminio, ¡contacta con Hermanos Orozco!

No hay comentarios

Deja un comentario